Historia de un padre

Me dejó de dar envidia ver a mis amigas y miembros de mi familia disfrutando de una relación amorosa con sus padres. Recibir besos y un TE QUIERO o TE AMO HIJA nunca formó parte de la comunicación que mi papá y yo tuvimos y ahora entiendo o por lo menos trato de entender de manera amorosa por qué mi papá es así conmigo.

Yo fui producto de una relación amorosa muy inesperada, mis padres no estaban casados y la historia de como unieron sus vidas entre amenazas y malos tratos por parte del papá de mi mamá me hacen entender que tal vez mi papá vivió mi nacimiento con un poco de miedo y cautela.

No supe hasta hace poco, de verdad muy poco que mi papá no quería tener hijos, de entrada y luego supe que el motivo por el cual se separaron por una temporada cuando yo tenía nueve años y hasta pasaditos los 10 fue justamente porque mi mamá insistió en tener otro hijo, cosa a la que mi papá se negó tan rotundamente y resultó en una separación bastante complicada en la que fui moneda de cambio… pero esa es otra historia.

Tengo pocos recuerdos de convivencia con mi papá y en general todos ellos son compartiendo todas esas pasiones que forjaron las mías eventualmente. El deporte, los viajes, el conocimiento. Creo que cuando uno es joven lo único que quiere es la aprobación y respeto de sus padres y la manera en la que yo lo intenté conseguir fue copiando todas las pasiones que mi padre tenía, la lectura, la música, los deportes y viajar. Todo ello me hizo un poco masculina, ligeramente marimacha y bastante aventurera y justo cuando estaba agarrando carrera fue cuando mis papás se separaron y las cosas cambiaron mucho.

Cuando mis papás por fin se reconciliaron ya esperaban otro hijo y es curiosísimo, luego de sentarme y analizarlo y de horas de trabajo psicológico entiendo que mi papá por fin tuvo el hijo que no había tenido y toda atención que tuve de su parte simplemente se esfumó y se fue para su hijo. Nota, no es reclamo, simplemente fue algo que pasó y ya.

Alguna vez hablé con mi papá de ello y me dijo que sí, que sí sabía que había tomado esa actitud, que sí había hecho eso pero que no encontraba la manera de volver a retomar su afecto como padre hacia mi. Me da pena, digo, yo he tenido un camino pavimentado de una enorme cantidad de figuras paternas, que sí me dijeron al crecer lo mucho que me querían, lo mucho que me amaban y con mi papá pues simplemente lo tomé como a un amigo, alguien con quien comparto muchísimos gustos, alguien con quien platico de esas cosas que nadie en mi familia adoptó por no tener esa necesidad de aceptación y que agradezco.

Agradezco por supuesto la dureza de su trato porque me hizo fuerte, su necedad en hacerme ver toda película y caricatura en inglés porque de otra manera no hubiera desarrollado esa habilidad. Su lejanía para poder compensar con cercanía con los demás su discreción y su ética de trabajo, su pasión por el baile y su finísimo gusto musical. Su pasión por viajar y conocer, por investigar y por saber.

No hay tiempo como el ahora para agradecer y por eso en este día papá quería dejarte por escrito todas estas cosas que me han hecho lo que soy. Gracias por ser mi padre en esta vida. Que vivas muchos años más en felicidad y en salud.

FELIZ DÍA DEL PADRE!

45461900_10156679179568286_4436794207104925696_o

 

 

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s